RELAJANDO LA TENSIÓN MUSCULAR. I

Si ya has sido capaz de detectar, qué  tensión o tensiones son las que padeces, vamos a empezar a aprender diferentes técnicas para ir corrigiéndolas.

La tensión muscular, normalmente es debido a ejercicios en el trabajo, deporte, o posturas adoptadas durante el día. Por ejemplo, una persona que pasa mucho tiempo en el ordenador, tendrá dolor en el cuello y en cuello, rostro y manos, por ejemplo. También emociones negativas mantenidas, provocan contracciones continuas musculares. Este tipo de tensión, lo atacaremos con esta relajación muscular y también con otros patrones de relajación emocional.

LA PRACTICA:

Colocate en postura de cadáver. Tendido boca arriba, con los brazos a lo largo del cuerpo ligeramente separados de éste, las piernas abiertas ligeramente. Si te duele el cuello en esta postura, o los lumbares, puedes colocarte una pequeña almohada en la cabeza o también debajo de las rodillas.

  1. Dirije tu atención a tu mano derecha. Cierra el puño y manten la tensión. Luego suelta y fíjate en las sensaciones que sientes cuando sueltas los musculos. Ahora dobla la mano por la muñeca en dirección al antebrazo. Observa la tensión, mantenla unos instantes y siente la sensación al soltar. Ahora dobla la muñeca hacia abajo. Tensa, observa los musculos que se tensan, y despues afloja la tensión. Dobla el codo y acerca la mano al hombro derecho. Siente la tirantez del biceps. Manten la tensión, y despues afloja, sintiendo las sensaciones que acompañan al aflojar y desactivar los  musculos.
  2. Repite el proceso con la parte izquierda.
  3. Dirige tu atencion al pie derecho. curva los dedos hacia adelante. Tensa durante unos instantes y luego afloja. Estira todo el pie derecho ahora hacia adelante. Manten la tensión y luego afloja. No dejes de observar lo que sucede. Lleva ahora el pie hacia el cuerpo. Tensa, manten, y afloja.
  4. Endereza ahora la pierna derecha por completo. Tensala. Manten. Afloja y observa. Dobla la rodilla derecha y levanta la pierna hasta el abdomen. Manten la tensión, y despues liberala. Haz los mismo con tus pies y pierna izquieda.
  5. Lleva ahora tu atencíon a los musculos del rostro. Levanta las cejas y arruga la frente. Manten, y luego suelta. Observa. Mira hacia la punta de la nariz con los ojos cerrados. Manten la tensión, y luego afloja. Observa.Repitelo un par de veces. Aprieta los dientes y los musculos de la mandíbula. Afloja, repitelo dos veces. Empuja los labios hacia la nariz. Tensa, manten y afloja. repitelo dos veces.
  6. Levanta la cabeza del suelo unos pocos centímetros. Mantén, y afloja.  Levantala de nuevo y girala hacia la derecha. Manten y afloja. Ahora, haz lo mismo hacia la izquierda. Manten y afloja. Descansa la cabeza en el suelo y deja que se suelten los musculos por completo.
  7. Tira de los hombros hacia adelante. Tensa, manten y afloja. Tire de los hombros hacia arriba, tensa, manten afloja. Tensa los hombros hacia atrás, hacia el suelo. Tensa, manten y afloja. Repitelo una segunda vez. Descansa y relaja la musculatura. Observate.
  8. Tensa los musculos abdominales. Manten la tensión y despues libérala. Observa.
  9. Tensa la zona inferior de la espalda aplastándola contra el suelo. Manten, y luego libera..
  10. Tensa los glúteos, manten y libera. Repite varias veces.

Ahora repasa todo tu cuerpo, mentalmente, como cuando estamos en clase, y libera cualquier tensíón muscular que encuentres. De abajo hacia arriba.

Para finalizar. Levantate despacio, y continua con tu actividad.

La practica diaria de esta relajación, disminuye la ansiedad y el estress. La tensión en cada zona se debe mantener unos cinco segundos, y utilizaremos 10 segundos para soltar la tensión y continuar.

No tengas ropa apretada, sueltate el cinturon y las cordoneras si estas aprovechando para relajar en un intermedio del trabajo.

Esta relajacion por la mañana, ayuda a establecer un buen tono para el resto del dia. A medio día, ayuda a restaurar un cierto sentido de calma y a prevenir la acumulación de tensión. Despues de trabajar se convierte en una forma ideal para acabar el día y si lo haces antes de meterte en la cama, te preparará para  un sueño profundo y reparador.

Sat Nam

Anuncios
Esta entrada fue publicada en RELAJACION, Salud y bienestar y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s